Hot Water Music.- Exister

Lo han vuelto a hacer.

Supongo que por mera decencia debería poner algo más, así que ahora paso a detallar un poco más exactamente cómo y por qué podemos estar delante de uno de los mejores discos de 2012 (por lo menos en el Top 3), y eso que aún no ha pasado ni la primera mitad del año.

Llevábamos mucho tiempo sin escuchar nada nuevo de la banda, y como siempre, se da esa dicotomía entre las ganas y el miedo. Quieres ver si dan más de sí o no, pero temes que te decepcionen  y pierdan puestos entre tus grupos favoritos. En este caso yo tenía relativa confianza, pero una parte de mí gritaba desconsolada “¡No saquéis nada más, quedad como una banda mítica que nunca hizo nada mediocre!”.

Sin embargo los chicos de Gainesville hicieron caso a mi lado más positivo, y hace un par de meses escuchábamos Drag My Body, el primer adelanto de Exister. Las redes sociales bullían con expectación ante una canción que vencía y convencía. No sonaba a enésima iteración, pero tampoco traicionaba a su sonido anterior, y además rápidamente se clavaba en tu cabeza. Más tibia fue la reacción ante State Of Grace, pero lo que seguían tímidamente enseñando no hacía más que crear expectación. El golpe de gracia lo dio Exister, tema que da título al disco, y que puede ser de los mejores cortes. No había vuelta atrás y el día 15 de Mayo todos nos abalanzamos a buscar el álbum como si no hubiera un mañana.

La canción de apertura, Mainline, cumple sobradamente, es enérgica y todo un despliegue de fuegos artificiales, dejando intuir que lo que viene después va a ser grande. Más comedida es Boy, You’re Gonna Hurt Someone, que precede a una sucesión espectacular de tres canciones conformada por State Of Grace, Drown In It y Drag My Body. A partir de este momento, comienza la sucesión de temas más calmadas (como Safety o No End Left In Sight) y otros más rápidos y contundentes (Wrong Way o Take No Prisoners). El disco acaba con Paid In Full, un tremendo crescendo que acaba con Chuck Ragan dejándose la voz, un final más que digno para un álbum espectacular, que supone una revisión y puesta al día del sonido Florida, y que probablemente se convierta en una marca en el camino para cualquier otro grupo que quiera continuar en esta línea.

Ha sido un disco que ha acallado miedos y confirmado que Hot Water Music siguen teniendo mucho que decir, cosa que demuestran siempre que pisan un escenario, pero han dejado claro que el estudio se les sigue dando más que bien. El punk de voces rasgadas (orgcore para los amigos) a la enésima potencia. Citando a Chuck Ragan, máximo respeto a una banda que no deja de currar y que tanto por su actitud como por su música representa todo lo que nos gusta de este mundillo. No os perdáis Exister, haceos este favor.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Análisis - Review y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s